Tel. +598 2908 1636* lideco@lideco.com

Tel. +598 2908 1636* / Fax. +598 2902 2857 / lideco@lideco.com
Julio Herrera y Obes 1413

  • Inicio
  • De Interés
  • Noticias
  • La responsabilidad de los administradores de personas jurídicas en concurso

Reportes financieros en LIDECO para prevención del riesgo crediticio

Evaluar un crédito sólo en función del chequeo de antecedentes negativos no es suficiente. Una correcta valoración de la relación entre lo que la empresa tiene (activo) y lo que la empresa debe (pasivo) permite tomar decisiones más ajustadas respecto a la posibilidad de repago de la contraparte con la que se va a hacer un negocio.

Una empresa es solvente cuando es capaz de cubrir sus deudas. Los indicadores financieros que se obtienen a partir del análisis de los estados contables permiten evaluar la capacidad de una empresa de hacer frente a sus obligaciones, lo cual es un insumo no menor que debe contrastarse con las referencias comerciales y los antecedentes negativos de las organizaciones.

Una correcta valoración de la relación entre lo que la empresa tiene (activo) y lo que la empresa debe (pasivo) permite tomar decisiones más ajustadas respecto a la posibilidad de repago de la contraparte con la que se va a hacer un negocio.

Es importante conocer la liquidez de la empresa, es decir, las posibilidades de hacer frente a sus obligaciones en el corto plazo, o sea, de disponer de recursos en forma inmediata a los efectos de hacer efectivo un pago.

La conducta de pago de una empresa no se deteriora de un día para otro. Las estructuras que explican el proceso del cambio que finalmente se hace visible en un incumplimiento, pueden preverse y prevenirse atendiendo las tendencias de los estados contables de la empresa, del sector de actividad y de la cadena de valor.

Evaluar un crédito sólo por la ausencia de indicadores negativos no es suficiente, sobre todo si los montos comprometidos son elevados y el riesgo crediticio en caso de incumplimiento, compromete la rentabilidad de la empresa otorgante del crédito.

Los reportes financieros que pueden obtenerse a partir de la Central de Balances de LIDECO permiten acceder a una panorámica de la tendencia de la empresa respecto a 23 indicadores agrupados en 7 categorías:

  1. estructura de financiamiento
  2. cobertura financiera
  3. costo financiero
  4. análisis patrimonial
  5. rentabilidad
  6. márgenes
  7. eficiencia

La toma de decisiones de negocios debe basarse en una perspectiva sistémica que integre la dimensión individual, de sector y de mercado de los agentes económicos. De ahí que nuestra Central de Balances aporte la posibilidad de acceder en segundos, a los reportes financieros correspondientes a estas alternativas:

  1. reporte empresa individual
  2. reporte comparativo sectorial y
  3. reporte comparativo sectorial

Importa mucho evaluar la solvencia, la liquidez y la capacidad de pago, porque una empresa podría tener liquidez circunstancialmente pero no ser solvente (esto es, si no tiene recursos para hacer frente a sus obligaciones), y tendrá que buscar las soluciones a ese problema de más largo plazo mediante el aporte de capital o a través de la generación de resultados genuinos. Una empresa solvente que no tiene liquidez, podría tratar de generarla convirtiendo sus recursos de más largo plazo en recursos de corto plazo. Pero la falta de liquidez puede comprometer la solvencia de la empresa en el largo plazo, si ésta debe recurrir a endeudarse a costos elevados, y con ello a su vez, afectar sus resultados y comprometer su rentabilidad.

Hechas estas consideraciones, la recomendación desde LIDECO es la consulta de los datos financieros disponibles en la Central de Balances.

Lo ideal es que, las políticas de prevención del riesgo de las empresas consideren como insumo crítico para la toma de decisiones:

1) su propia capacidad de espera ante eventuales atrasos o incumplimientos
2) conocer la capacidad de pago o solvencia de sus contrapartes
3) resguardarse con las adecuadas garantías que solicitará al deudor teniendo en cuenta el contenido de los numerales anteriores
4) conocer la capacidad de pago o solvencia de la cadena comercial que involucra a las contrapartes de su contraparte.

Los riesgos compartidos que implican las relaciones comerciales ameritan que todos los actores empresariales evalúen el riesgo de crédito con cautela y sin escatimar recursos a efectos de evitar otorgar malos créditos. La propia empresa otorgante del crédito puede, recurriendo a la Central de Balances, obtener una visión de su situación con respecto a las tendencias de su sector de actividad o de las empresas con las que desee compararse.

Además, nuestra Central de Balances no solo permite la consulta de los reportes financieros que se generan automáticamente en la web, sino además, permite que el socio solicite, para la población de empresas que considere de interés y de las que existan balances registrados, información financiera de relevancia y construida a medida, según los indicadores que el socio considere de interés para las decisiones de negocios que deba tomar.

Claro está que, los datos financieros pueden reforzarse en su carácter preventivo, con el chequeo de antecedentes negativos de las empresas de interés.

Los recursos dedicados a la información, no son un gasto: constituyen una inversión en seguridad y en la generación de mejores condiciones para el aumento de la competitividad de la empresa.-

Tel. +598 2908 1636* / Fax. +598 2902 2857 / lideco@lideco.com
Julio Herrera y Obes 1413